martes, 3 de marzo de 2009

DEDICATORIAS AL TIEMPO


Qué escribirle a los años que se han ido
sin dejar de balbucir mis verdades al mundo,
verdades "yermas", algunas,
otras, melifluas quejas íntimas
que enervan ávidas el desgano fatuo de la soledad.

Cómo escribirle a los años que se han ido,
viendo como nadan en la sal de mi fuentes los yerros.
Cómo y qué?
Qué escribirle a los viejos años?
Si en su transcurrir yuxtaponen
experiencias sobre dolor,
felicidad sobre incertidumbre.

A ellos debo ser preludio de porfías
que furtivas encallarán la gloria de mis idilios
en la playa de mi terruño

Se encrespa en mis manos al llegar la medianoche
la calma bendita,
pues la luz del Dios omnipotente, omnimodo y omnipresente
guia mis pasos hacia un futuro promisorio
¿Qué y cómo le escribo a lo años que se han ido?

7 comentarios:

  1. a los años amigas q actualizas est blog, ponlo a duverman a q lo mantenga actualizado jejeje


    saludos

    ResponderEliminar
  2. ummm a esos años que son y fueron ... y a esos que seran.

    ResponderEliminar
  3. Sí mi amor esos añois que nos traeran más amor y prosperidad
    Te amo

    ResponderEliminar
  4. .."pues la luz del Dios omnipotente, omnimodo y omnipresente
    guia mis pasos hacia un futuro promisorio..."
    eso es caminar con fe por la Vida
    sabiendo que la fe
    es la certeza de las cosas que no se ven.
    Deseo que Dios guie tus pasos
    y tengas una Vida Feliz!!!

    ...y me alegra verte tan enamorada querida Amiga!!!

    Recibe un gran abrazo!

    Adal

    tardé en venir
    no tenía Internet

    ResponderEliminar
  5. Como Gardel tenia la intencion de los años...ya lo habia dicho: 20 años no es nada...claro a menos que no estes preso...jajajajajaja

    Hola que tal...?

    ResponderEliminar
  6. ESO ES AÑOS DE AMOR, ASI SEA.
    UN ABRAZO PARA TI CON MUCHO CARIÑO
    MAR

    ResponderEliminar
  7. TANTO TIEMPO..........
    ¿COMO ESTAS?
    BESOS PARA TI
    MAR

    ResponderEliminar

OPINANDO, PENSANDO, CREANDO...MMM
Tu libertad de expresión llega hasta donde empieza el respeto por la dignidad de los demás.